leftcenterrightdel
 El desminado de bombas y minas remanentes después de la guerra. (Foto: daidoanket.vn)

Con el deseo de ayudar a las autoridades y a la población local a limpiar las áreas contaminadas por artefactos explosivos sin detonar, el Mando Militar de Lang Son decidió hacer de la remoción de minas una de sus principales prioridades. En los últimos años se han multiplicado las acciones para retirar explosivos de terrenos destinados a vivienda, cultivo y producción. Nguyen Van Huong, subjefe del Mando Militar de la provincia de Lang Son, dio a conocer: “El desminado en zonas fronterizas es una tarea muy importante. Sin embargo, el presupuesto de la provincia es limitado, por lo que la cantidad de bombas y minas desactivadas es aún muy baja. Esperamos recibir una fuente presupuestaria suficiente para continuar implementando proyectos y limpiar áreas contaminadas en la localidad”.

Lang Son presta especial atención a los programas destinados a neutralizar las bombas y minas remanentes de la guerra y en realojar a los habitantes de zonas afectadas. La provincia dedica una parte importante de su presupuesto para el desminado. Sin embargo, hasta ahora, Lang Son solo ha logrado descontaminar 7.000 hectáreas. Todavía le quedan 37.000 hectáreas por limpiar, como dijo Luong Trong Quynh, vicepresidente del Comité Popular provincial.

“Lang Son es una provincia fronteriza montañosa. Los costos de las operaciones de desminado se estiman en 2,3 billones de dong (unos 100 millones de dólares). Nuestra provincia desea obtener más apoyo financiero del Ministerio de Defensa, del Centro Nacional de Acción contra Bombas y Minas, así como de organizaciones vietnamitas e internacionales, para esta labor", dijo.

leftcenterrightdel
Nguyen Van Nghiep, subdirector general del Centro Nacional de Acción contra Bombas y Minas de Vietnam. (Foto: qdnd.vn) 

Una reciente visita de campo del Centro Nacional de Acción contra Bombas y Minas de Vietnam y la organización HALO Trust del Reino Unido a las comunas de Thanh Loa y Quoc Khanh dio a conocer la peligrosa situación causada por los explosivos que han permanecido en el suelo a lo largo de mucho tiempo y han sufrido varios impactos de la naturaleza como la sedimentación o la erosión. Los peligros para los habitantes son reales y la colaboración con organismos internacionales es fundamental para desinfectar las áreas contaminadas, subrayó Nguyen Van Nghiep, subdirector general del referido centro.

“Durante este año, planeamos completar todos los trámites administrativos y legales que permitan a HALO Trust iniciar sus actividades a partir del tercer trimestre de 2022 y llevar a cabo sus operaciones de desminado en el sitio a partir de 2023”, señaló.

Simon Conway, director de estrategia de HALO Trust, elogió los esfuerzos conjuntos de las autoridades vietnamitas.

“Al especializarse en operaciones de desminado, HALO Trust está equipada con los conocimientos para ayudar a Lang Son a limpiar áreas montañosas y boscosas. Queremos poder coordinarnos con las autoridades locales y el Mando Militar provincial para montar operativos efectivos”, expresó.

Los proyectos para reducir los daños causados por las bombas y las minas restantes después de la guerra brindarán a la gente de Lang Son una vida segura. También ayudarán a la provincia a contar con terrenos para la construcción de infraestructura y el desarrollo socioeconómico, contribuyendo así a garantizar el crecimiento económico, la defensa y la seguridad local.

PCV (Fuente: VOV)