Vietnam garantiza los intereses y derechos de las víctimas del Agente Naranja/Dioxina

Jueves, 11/08/2022 22:01
El 2022 marca los 61 años del inicio del desastre del Agente Naranja/Dioxina en Vietnam (10 de agosto de 1961 - 10 de agosto de 2022). Esta sustancia tóxica fue rociada por el Ejército estadounidense en los campos de batalla en el sur del país durante 10 años (1961-1971), causando la muerte de decenas de miles de personas, mientras otras millones sufren enfermedades incurables y peligrosas. A lo largo de estas más de seis décadas, la labor de superar las consecuencias del Agente Naranja/Dioxina y cuidar a sus víctimas ha recibido especial atención tanto del Estado como de la comunidad.
leftcenterrightdel
 Una clase para niños discapacitados y afectados por el Agente Naranja/Dioxina en la Aldea de Hoa Binh (Paz), en Hanói. (Foto: baodansinh.vn)

Hasta 4,8 millones de vietnamitas fueron expuestos al Agente Naranja/Dioxina, una sustancia química altamente cancerosa, mientras más de 3 millones todavía sufren sus consecuencias y las secuelas pueden transmitirse hasta la cuarta generación. La mayoría de sus víctimas tienen defectos de nacimiento y deformidades físicas, entre otras complicaciones.

Consistentes políticas de apoyo

Inmediatamente después de la reunificación nacional (1975), el Partido Comunista y el Estado de Vietnam adoptaron políticas para ayudar a los combatientes revolucionarios infectados con el Agente Naranja/Dioxina y sus descendientes. A lo largo de los años, los mecanismos dedicados a los afectados se han perfeccionado, de hecho, las autoridades han emitido certificados de discapacidad a casi 3 millones de personas, entre ellas muchas víctimas del Agente Naranja.

Actualmente, hay más de 320 000 personas expuestas a ese químico nocivo, y sus hijos afectados por las secuelas de dicho exfoliante gozan de políticas preferenciales. Cada año, el Estado dedica más de 10 billones de dongs (más de 427,6 millones de dólares) para garantizar subsidios, atención médica y rehabilitación para estas víctimas, recibiendo asignaciones mensuales y seguro médico, así como cirugías ortopédicas y rehabilitación gratuitas, además de ser apoyados en la formación profesional, la búsqueda de empleo y gozar de la reducción de tarifas de determinados servicios públicos. Especialmente, decenas de miles de niños discapacitados, incluidos los que sufren las consecuencias indirectas del Agente Naranja/Dioxina, pueden ir a la escuela gracias a las asistencias del Partido Comunista y el Estado.

Al intervenir en una reunión con representantes de la Asociación para Apoyar a las Familias de los Mártires y la de Víctimas del Agente Naranja/Dioxina de Vietnam en julio de 2021, el presidente del país, Nguyen Xuan Phuc, señaló que “Las políticas preferenciales son muy importantes, porque cuando tratamos bien a las personas que han contribuido a la causa revolucionaria nacional, estamos creando una base sólida para defender la Patria. El Partido, el Estado y el pueblo prestan especial atención a las familias de los inválidos de guerra, los mártires y las víctimas del Agente Naranja/Dioxina. Por lo tanto, todas las autoridades del país y a todos los niveles deben considerarla una tarea clave”.

El apoyo de toda la sociedad

Entretanto, los movimientos de acción y apoyo a las víctimas del Agente Naranja/Dioxina han recibido una positiva respuesta de la comunidad vietnamita, así como de muchos individuos y organizaciones nacionales y extranjeras.

Cada año, la Asociación de Víctimas del Agente Naranja/Dioxina moviliza recursos tanto en el país como en el extranjero por un valor de cientos de miles de millones de dongs para ayudar a las víctimas de dicha sustancia tóxica a construir y reparar casas, como así también de brindarles de forma gratuita exámenes médicos, tratamientos, cursos de formación profesional, préstamos preferenciales y todo tipo de prótesis o ayudas a la movilidad, así como becas a sus hijos. Desde principios de 2022 hasta ahora, esta asociación ha movilizado más de 200 000 millones de dongs (más de 8,5 millones de dólares) para dichos fines.

Por otra parte, muchos centros de cuidado a las víctimas del Agente Naranja/Dioxina han sido establecidos. En concreto, en estos momentos hay 12 centros para niños discapacitados, en forma de concentración o internamiento parcial, que atienden a miles de menores con malformaciones causadas por los efectos de dicho químico nocivo. Asimismo, hay 26 centros de protección social que brindan servicios de desintoxicación, rehabilitación, formación profesional y atención médica para víctimas del Agente Naranja/Dioxina. En especial, los centros de asesoramiento sobre salud reproductiva genética en Hanói y Ciudad Ho Chi Minh han estado trabajando activamente para reducir la tasa de defectos de nacimiento. Algunas localidades han llevado a cabo investigaciones de trauma y apoyo psicológico para estas personas desafortunadas.

El Partido Comunista y el Estado de Vietnam han determinado que cuidar y ayudar a las víctimas del Agente Naranja/Dioxina es una tarea esencial, urgente y de largo plazo de tal modo que, el hecho de que las autoridades a todos los niveles tomen medidas específicas mientras que la sociedad las apoye contribuirá a garantizar los intereses de estas personas.

VOV

Noticias relacionadas

COMENTARIOS
Nombre y apellido
Correo electrónico
Comentarios

/

Autenticación de seguridad